Una acción del Diocesano-Coria

El Coria ya es de 2ª RFEF

El Coria, sufriendo y en la prórroga, es nuevo equipo de la 2ª RFEF y acompañarán al Cacereño y el Montijo en la nueva competición. No lo tuvo fácil el conjunto celeste que, ante un Diocesano heroico, al que solo lo pudo batir en el tiempo extra.

Los de Adolfo Senso, muy descontentos con el trío arbitral, pusieron contra las cuerdas al equipo local jugando con dos jugadores menos durante el tiempo suplementario y los últimos minutos del partido.

Buena salida del Coria

Coria; Álex Hernández, Carlos García, Mahíllo, Carlao, Chencho, Alejandro, Pino, Álvaro, Iván Fernández, Chema Martín y David López. Salieron más tarde Antonio, Ismael, Deme, Giráldez y Lucas.

Diocesano; Miguel, Ginés, Fran Castro, Kirkich, Patxi Dávila, Javi González, Jorge Rastrojo, Javi Mancha, Jaime Corchado, Víctor Felip y Luismi. Más tarde entraron Germán, Monte, Fran Cano, Manu y David Andrada.

Árbitro; Miranda Bolaños asistido por Merchán Conde y Miranda Nuñez. Amonestaron con tarjeta amarilla a los locales Carlos García, Pino, Deme, Chencho y por los visitantes Ginés. Expulsó a Jorge Rastrojo (minuto 45) con roja directa y a Kirkich por doble amonestación en el minuto 80. También expulsó al delegado del Diocesano Emiliano Gómez.

El primer acto fue claramente del conjunto local. Los hombres de Rai salieron dispuestos a solucionar el partido por la vía rápida, no dejando hacer su juego a un Diocesano que parecía pesarle el encuentro.

Con un estadio hasta la bandera, los locales salieron como motos para sellar pronto el pase y no sufrir como le pasó ante el Jerez. A través de un juego directo buscando siempre la referencia de Pino en el ataque, los celeste intentaban crear peligro en el área de Miguel.

Pronto se vieron las intenciones de los de casa. Chema Martín no pudo batir a Miguel en la primera ocasión del partido en una rápida contra de los celestes.

El Coria llegaba con soltura a las inmediaciones del área visitante creando peligro en jugadas aéreas. En una de ella llegó el gol de Fernando Pino. Fue en el lanzamiento de un saque de esquina que peinó a la red el espigado jugador cauriense llenando de alegría a la afición local que veía que el sueño de subir de categoría estaba más cerca.

Hasta ese momento el Diocesano estaba desaparecido. Ni Rastrojo, ni Javi González ni Corchado llegaban con peligro al área de un Álex Hernández que vivía un primer tiempo muy tranquilo.

En el último minuto del primer acto el Diocesano se complicó la vida aún más. Un encontronazo entre Carlos García y Jorge Rastrojo supuso la expulsión terminó con la expulsión del habilidoso extremo cacereño dejando a su equipo con un jugador menos durante el resto de encuentro.

Rastrojo expulsado

Empezó el segundo tiempo con la expulsión del extremo rojillo dejando a su equipo con un jugador menos durante el resto del partido. Ya solo le quedaban la proeza de un milagro para poder conseguir algo histórico para los colegiales. Y salieron el segundo tiempo a por todas los chicos de Adolfo Senso.

Nada más comenzar el segundo tiempo Patxi Dávila, desde muy lejos estrella el balón en el larguero. Sólo un minuto después, una jugada entre Jaime Corchado y Luismi hace enmudecer la grada de La Isla para poner las tablas en el marcador.

Otra vez el mismo cantar para el Coria. La semana pasada fue el Jerez el que nada más salir del descanso, empató su partido y hace quince días, fue el Cacereño quién también empató el partido nada más salir de los vestuarios. Falta de concentración en estos minutos que le pudieron costar caros a los locales.

Ahora, aunque con un jugador menos, parecían que los visitantes tenían más fuerza y el control del partido. El lateral izquierdo Patxi Dávila, hacía de Rastrojo en ataque y era el jugador visitante más desequilibrante, llegando desde atrás y creando peligro en la meta de un Álex Hernández que ya no vivía una tarde tan plácida.

De las botas del lateral llegó una nueva ocasión para el Dioce que paró muy bien Álex Hernández. Eran los mejores minutos de los rojillos que se encontraban muy cómodos sobre el terreno de juego, a pesar de estar con uno menos.

Entre los cambios de Rai y el cansancio entre los jugadores visitantes el partido se calmó, hasta que en el minuto 80 se produjó la expulsión del central del Diocesano Kirkich, por doble amarilla. Con dos jugadores menos el conjunto colegial llegó a la prórroga.

En el tiempo extra, con un Diocesano heróico, jugándose el todo por el todo, llegaron los goles de Antonio y Giráldez que dejaron al Coria en la 2ª RFEF y a un gran Diocesano que cayó con todo el honor del mundo demostrando que también se ha merecido el éxito está temporada.

Comenzar una Conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *